martes, 19 de junio de 2012

Interjección y onomatopeya: definición, clasificación y ejemplos


Definición de interjecciones
Son una clase de palabras, invariables morfológicamente y sin función sintáctica. Son palabras que equivalen a un enunciado completo de tipo exhortativo, interrogativo o exclamativo; por lo que suelen escribirse entre signos de interrogación o exclamación; o ambos a la vez.
¡Silencio! ¡Cállate!
¿Eh? ¿Puedes repetir?
¡Ay! ¡Qué daño!
¡Ojo! ¡Ten cuidado!
¿¡Eh!? ¿¡Cómo dices!?

Las interjecciones son palabras propias del lenguaje oral coloquial o del lenguaje escrito que reproduce el lenguaje oral. Su significado está estrechamente vinculado al contexto de enunciación, a la entonación, a la mayor o menor duración de una vocal (¡buenooo!, ¡bueeeno!).

Tipos de interjecciones
Desde el punto de vista gramatical las interjecciones pueden clasificarse en propias e impropias.

Interjecciones propias
Son palabras que se usan exclusivamente como interjecciones: ay, ah, uy, bah, oh, olé, uf, hurra, hum.

Interjecciones impropias
Proceden de otras clases de palabras como sustantivos, adjetivos, adverbios, verbos y sintagmas u oraciones (estas dan lugar a las locuciones interjectivas).

Ejemplos de interjecciones impropias según su procedencia
Sustantivos: auxilio, caracoles, cuidado, cielos, demonios, hombre, diablos, gracias, mujer, salud, suerte.
Adjetivos: alto, bravo, bueno, claro, perfecto.
Adverbios: allá, arriba, bien, eso.
Verbos: anda, calla, dale, fíjate, oye, toma, vamos, venga.
Sintagmas: buenas noches, Dios mío, María santísima, pobre de mí, por fin, por tu madre, rayos y truenos.
Oraciones: dale que te dale, Dios me libre, faltaría más, habrase visto, hay que ver, maldita sea, ni soñarlo.

Definición de onomatopeya
Las onomatopeyas son palabras que representan ruidos o sonidos. A veces, las onomatopeyas pueden utilizarse como interjecciones, como en el caso de ja, onomatopeya de la risa, que se usa para expresar incredulidad o desacuerdo.
Estas palabras comparten con las interjecciones el formar enunciados independientes, el tener características fonéticas y gráficas poco frecuentes, su carácter expresivo. Sin embargo, hay una diferencia fundamental entre las interjecciones y las onomatopeyas: las primeras constituyen actos de habla equivalentes a enunciados completos, mientras que las segundas son solo imitaciones verbales de ruidos y sonidos.

Ejemplos de onomatopeyas
Abeja: zzzz.
Caballo: hiii.
Pato: cua cua.

Ruidos o sonidos producidos por los seres humanos:
Asco: aj, pua.
Beso: muac, chuic.
Bofetada: paf, zas.
Estornudar: achís.

Ruidos del mundo físico
Algo que se rompe: crac.
Caída: cataplum, pumba, chas.
Campanilla: tilín tilín.
Ametralladora: ra-ta-tá.
Gota de agua: ploc.
Timbre o teléfono: ring, rin rin.
Tren: chucuchucuchú.

Instrumentos musicales
Castañuelas: riapitá.
Corneta: tururú.
Tambor: rataplán.

3 comentarios:

  1. Muchísimas gracias por la explicación. Necesitaría saber cómo se escribe la onomatopeya de alivio. He visto que la R.A.E. la define como ¡uf! pero me parece impropio dado que es un sonido mucho más pronuciado. Yo prefiero ¡uff! para denotar ese alargamiento final pero desconozco si estaría bien empleado.
    Gracias por la ayuda.
    Un saludo,

    ResponderEliminar