jueves, 22 de noviembre de 2012

Derivación adjetival: adjetivos formados por derivación


La derivación es un proceso morfológico de formación de palabras a partir de una base léxica a la que se unen uno o varios afijos derivativos. Las palabras derivadas pueden formarse por prefijación, sufijación o parasíntesis.

Derivación adjetival: formación de adjetivos
Se pueden formar adjetivos a partir de sustantivos, verbos y, menos frecuentemente, adjetivos.
Los adjetivos derivados pueden ser calificativos o relacionales. Los adjetivos calificativos indican una cualidad o propiedad de los sustantivos a los que pueden modificar directamente (a) o a través de un verbo (b). Contestan a la pregunta: ¿Cómo es (está)?
a) Han construido un cine enorme.
b) El cine que han construido es enorme.
c) ¿Cómo es el cine que han construido? -Enorme.

Los adjetivos relacionales relacionan el sustantivo al que modifican con un determinado ámbito. Estos adjetivos modifican al sustantivo directamente (a), no a través de un verbo (b). Pueden contestar a la pregunta: ¿De qué tipo? (c).
a) Tiene que hacer una encuesta regional.
b) La encuesta que tiene que hacer es regional.
c) ¿De qué tipo es la encuesta que tiene que hacer? -Regional.

Significados de los derivados adjetivales
Adjetivos calificativos:
Semejante a… (en la forma, apariencia, etc.): cremoso, sedoso, metálico.
Que causa…: sorprendente, caluroso, enriquecedor.
Que padece…: caluroso (persona calurosa), friolento, miedoso.
Que tiene mucho/está lleno de/muy grande: famoso, cabezudo.
Que tiene tendencia o propensión a: huidizo, enfermizo, resbaladizo.

Adjetivos relacionales
Estos adjetivos suelen corresponder a la definición “perteneciente o relativo a”: juvenil, judicial, parlamentario.

El sufijo -ísimo/a forma derivados adjetivales que sirven para formar el grado superlativo de los adjetivos calificativos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada