jueves, 29 de noviembre de 2012

Perífrasis verbales aspectuales. Tipos y ejemplos


Mediante las perífrasis verbales aspectuales podemos ver el momento de la acción expresada por el verbo: acciones inminentes, en el momento de su inicio o en su desarrollo, acciones que se repiten, que terminan o concluidas como resultado de una acción anterior.

Aspecto inicial
Esta perífrasis indica que se está por comenzar una acción.
Ir a + infinitivo
Se utiliza para referirse a un futuro cercano:
¿Qué me vas a regalar?
Suele indicar la intención de realizar inmediatamente la acción:
Estoy muy cansado, voy a acostarme.
Puede expresar también lo que uno cree que va a ocurrir:
Si te lo digo, te vas a enojar.

Aspecto incoativo
Indica el principio de la acción.
Ponerse a + infinitivo
Indica el inicio de una acción en la que interviene o no la voluntad de un sujeto:
En cuanto llega a casa, se pone a estudiar.
Estábamos en la playa y, de repente, se puso a llover.

Echar(se) a + infinitivo
Indica un inicio brusco y repentino:
De pronto se echó a reír.

Romper a + infinitivo
Indica un comienzo incontrolado:
Sin decir una palabra, rompió a llorar.

Aspecto durativo
Contempla la acción en su desarrollo.
Estar + gerundio
No puedo ir ahora: estoy trabajando.

Quedarse + gerundio: acción continuada.
Se queda viendo la tele hasta muy tarde.

Seguir + gerundio: continuidad de una acción y comenzada.
Todavía sigo trabajando en la misma empresa.

Ir + gerundio: proceso que se produce lenta o gradualmente.
Parece que va mejorando.

Andar + gerundio: continuidad de un proceso
Anda preguntando a todo el mundo lo mismo.

Llevar + gerundio: acción continuada en relación con una cantidad de tiempo.
Llevo media hora esperando el autobús.

Aspecto reiterativo
Acción que se repite.
Volver a + infinitivo
No vuelvas a hacerlo

Aspecto terminativo
Indica la conclusión de una acción.
Acabar de + infinitivo
Acción inmediatamente anterior al momento de la enunciación o a otra acción que se expresa:
La película acaba de terminar.

Dejar de + infinitivo
Cese definitivo de una acción habitual:
Ha dejado de fumar.
Final de una acción que estaba en curso:
Por fin ha dejado de llover.

Aspecto resultativo
Acción acabada, resultado de una acción previa.
Llevar + participio
Indica repetición de una acción en un período de tiempo:
Lleva publicados cinco libros.
Ya lleva metidos dos goles.

Dejar + participio
He dejado dicho que no me esperen.

Tener + participio
Todavía no tengo hechas las maletas.

Aspecto resolutivo
El gerundio indica el final de un proceso.
Acabar / terminar de + gerundio
Acabo de enterarme.
Siempre termina diciendo que sí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada